fbpx

“Con lo que tengo ya me vale”

Es lo que se repiten algunos dueños de casas rurales
sin saber la pasta que están perdiendo.

Otros, aumentan sus reservas y sus precios,
y sí son dueños reales de sus negocios.

Si quieres ser de los segundos, sigue leyendo

¿Cómo están las cosas?

Te pongo en situación:

  • El 45% de los inquilinos van a VER la página web del alojamiento antes de reservar.
  • El 80% de la gente prefiere RESERVAR directamente en el sitio oficial.
  • El 100% de tus clientes quieren CORROBORAR que lo que han visto es real.

El

0 %
de los inquilinos

van a VER la página web del alojamiento antes de reservar.

El

0 %
de la gente

prefiere RESERVAR directamente en el sitio oficial.

El

0 %
de tus clientes

quieren CORROBORAR que lo que han visto es real.

Pregunta a la gente de tu alrededor o párate a pensar cómo buscas tú los alojamientos y cómo haces las reservas 😉

Problema

Muchos dueños de casas rurales no tienen una web propia y decente porque piensan que es algo caro, que les quitaría tiempo y que, en definitiva, no les saldría a cuenta.

¿Y si hubiera una solución para esto?

¿Qué tengo para ti?

Te propongo tres cosas:

No perder clientes

Hay muchísima gente que prefiere reservar en la página oficial del alojamiento. Más de la que crees.

¿Vas a seguir perdiendo esas reservas?

Una web profesional

Lo sé, tener una página web decente y profesional vale una pasta y no te sale rentable, no te compensa.

¿Estás 100% seguro de que es así?

No ser dependiente

Depender de terceros para el alquiler de tu negocio tiene bastantes riesgos.

¿Qué pasa si el día de mañana suben las comisiones porque sí?

¿Qué me ha traído hasta aquí?

Mi madre.

Ella también tiene una casa rural. Está en el pueblo de mis abuelos, al lado de Toledo.

De hecho era la casa de mis abuelos, que luego pasó a ser nuestra y que mi familia y yo reformamos durante varios años con mucho esfuerzo y mimo para dejarla a nuestro gusto, a nuestro antojo.

La idea era irnos a vivir allí, pero por circunstancias de la vida, las cosas cambiaron y ahora cualquiera persona puede disfrutar de ella, no solo nosotros.

La inauguramos justo durante el Covid.

Estaba todo preparado para abrir las puertas en Abril del 2020, pero hubo que esperarse al verano en el que, con muchas restricciones y mucho cuidado, pudieron venir los primeros clientes.

Como te digo, la casa rural es de mi madre, pero en realidad yo la siento un poco mía.

¿Quieres saber cómo he ayudado a estas personas?

Echa un vistazo.

A todos nos gusta cotillear, aunque a unos más que otros.

Si quieres saber cómo puedo hacer que tu casa rural aumente su valor y atraiga más clientes, ve a mirar.

Si quieres seguir dependiendo totalmente de los portales de búsqueda y jugártelo todo a una carta, entonces no hace falta que mires.

¿Cómo puedo ayudarte?

Echa un vistazo.

A todos nos gusta cotillear, aunque a unos más que otros.

Si quieres saber cómo puedo hacer que tu casa rural aumente su valor y atraiga más clientes, ve a mirar.

Si quieres seguir dependiendo totalmente de los portales de búsqueda y jugártelo todo a una carta, entonces no hace falta que mires.

Ir arriba

Propuesta:

Déjame tu Email si te parece interesante lo que ves en mi página. Así nos podemos seguir la pista 😉